El Camino de Santiago 2006

04 septiembre 2006

El Camino: 14 de Agosto de 2006

Salimos tarde, como habitualmente, pero esta noche hemos dormido en el garaje y nos hemos despertado más tarde si cabe; dentro del albergue las camas están vacías... empiezo a pensar que le damos ventaja a los otros peregrinos para luego remontar... nos va la marcha... Desayunamos en el refugio y para abajo.. vamos muy abrigados porque el "grajo vuela bajo" y hace un frío del carajo..

Tenemos 2 opciones: en Triacastela coger por San Xil o desviarnos a Samos donde los Benedictos cantan y tienen un Monasterio: "monasterio benedictino, uno de los más antiguos de España y símbolo cultural de Galicia".

Escogemos esta opción.. bajamos y bajamos ... los caminos son bonitos entre árboles y sendas.. tonos verdes de diversos colores... ¡cuánto verde puedes ver en esta zona!... ¿verdad Daniel?



voy renqueando y aunque en ocasiones pongo el turbo para adelantarme (en mi caso: en la bajadas me dejo caer) generalmente vamos los 5 en grupo y hoy la etapita es sencilla.

Samos está a 20 kms y es asequible. Ahí estarán los chicos madrileños, Luca y Mandy que anoche durmieron con nosotros en el garaje. Me harto de hacer fotos a los parajes, me parecen preciosos...





se nota que estamos entrando en Galicia ... el agua corre por las laderas y roderas junto al camino ... Hace frío, me quito el chubasquero que no me deja transpirar y me quedo con el jersey rojo.. en esos corredores se agradece la manga larga... Por un momento el grupo se separa: Carolina y yo vamos por la carretera, el resto por el camino



... yo voté por la carretera, porque al menos el piso es firme... las piedras y guijarros me atraviesan la planta del pie... unos 30 minutos más tarde nos reencontramos.. hemos comprobado que ir por la carretera es un peligro, hay mucho camión que transporta pizarra a todo trapo , retomamos el camino que es más largo pero al menos no nos arrasarán...

Hay muy pocos peregrinos, pues la mayor parte de la gente ha escogido el camino de San Xil (es más corto), en una carretera me descuelgo y voy solo.. ellos 4 hablan animadamente, sobre todo Elva y Dani ... yo voy por detrás escuchando música.. Llamo a Cristina para que me confirme el parte meteorológico... "a partir del miércoles lloverá".. está trabajando en casa y me pregunta que qué tal todo.. me explica que Biel ya gatea.. ¡me gustaría tanto verlo!...



Ahora hay grandes arboledas a los lados y va vamos acercándonos para llegar a Samos, como siempre hay subidas importantes , voy solo y prestando poca atención al camino pero tengo poco miedo a perderme.. Si algo se aprende aquí es que después de un paso, viene otro y luego otro...



Divisamos el Monasterio desde un mirador:




Aparece majestuoso... ahora toca bajar... otra vez me descuelgo, voy hecho un trapo... al cabo de un rato ponemos los pies en el "patio trasero" del monasterio que tiene una huerta enorme justo delante suyo.



El camino nos conduce hasta la puerta del mismo allí nos encontramos con Mandy, la alemana que no sé cómo, pero ha llegado...

El Albergue, que está dentro del Monasterio, no abre hasta las 15.30 y sólo es algo más de las 13:00.... Todos ponemos las mochilas en la cola... Vamos a comer..





Comemos en un Restaurante y me bebo del tirón una mega-jarra de cerveza que me sienta de fábula. Carolina ha llevado sus cosas a correos, para aligerar el máximo peso de la mochila.... en mi caso la mochila cada día pesa más... aún no me entero de qué va ésto...

Cuando acaba de comer, sale que se las pela para ir a la puerta del Monasterio, hace bien, porque aunque aún no es la hora, han adelantado 15 minutos la hora de entrada y nos llama por móvil....

Llegamos al albergue.... es como una cochera enorme.. pero los hospitaleros son de lujo. Nos cuidan, nos preguntan y se nota que se desviven por nosotros.. Yo los confundo con hermanos Benedictos, pero uno de ellos me dice que él es voluntario y que sólo está allí durante este mes de Agosto... interesante...

¡Mierda!, entre los peregrinos diviso al Roncador: es el peregrino americano que anoche (la montó también en Fonfría) y la anterior ya nos la ha jugado ... el tío está orondo y rollizo.. cuando se duerme se "traga" literalmente el mundo, para luego volverlo a colocar en su sitio... el movimiento de tanta materia provoca unos ronquidos enormes...

Lo hemos comentado con varios peregrinos esta mañana y alguno está muy fastidiado porque lleva 2 noches sin pegar ojo por su culpa... hablamos con los hospitaleros y les contamos lo que hay... se hacen cargo y me dicen que lo subirán arriba a otra habitación, pero que se lo tengo que decir yo en inglés.. "¡M!" ... Nos duchamos a pesar del hilo de agua caliente que sale y que a mitad de ducha te deja "tirado" y "fresquito"...

Veo una bolsa con sal y una botella de vinagre.. en este albergue aún se estilan las viejas costumbres :) ... me cojo un barreño y me uno a Marifé que está sentada en la entrada. Ella también tiene los pies en remojo con la mezcla de ambos ingredientes con agua que los deja nuevos...

Hablamos de lo chulo que sería quedarse en este remanso de paz, aislados de todo... le hago un guiño y le comento que por mí me quedaba "mucho" tiempo... jeje... El hospitalero nos dice que hay mucha gente que viene "de retiro" pero que en éste sólo se permite la entrada de hombres... lo siento por Marifé.... Luca está tirado en su cama y de vez en cuando se levanta dando un paseíto renqueante, es un espectáculo, y todos le hacemos comentarios cariñosos.

Nuestra agenda social es muy apretada y toca visita al interior del monasterio... el hospitalero nos hace de guía y por dentro es "es imponente"... se le ve moderno y es que fue "reformado" en 1963 porque hubo un incendio y el Generalísimo era amiguete del Abad, así que no hubo problemas "de presupuesto" .... :) ... me chocan unas pinturas que desentonan bastante..



son unos frescos que cubren varias galerías.. Mandy me dice que a ella le gustan y que en el futuro tendrán valor, a pesar de que ahora desde mi modesta opinión se las ve "extrañas"...

El cachondo del pintor recreó escenas de la vida de San Benedicto pero cambió las caras de los personajes y puso actores, amigos suyos, políticos.. en fin que es "interesante"..

También recreo una escena en la que según se cuenta, San Benedicto al ser tentado por una bella señorita de vida libertina, se lanzó a una zarza para "que se le pasara el sofoco" ... parece ser que funcionó... Elva hace comentarios erótico-festivos respecto del lance y de lo "sano" y efectivo del método....

Salimos y nos vamos a comprar, luego volveremos a escuchar vísperas que hoy se han retrasado porque hay una boda... Elva ha desaparecido hace un rato, y vuelve con la cara descompuesta...

-¿qué pasó?
-gastroenteritis...
-eso fueron las chucherías que te zampaste ayer ..
-que no, que habitualmente me zampo muchas más ...
-claro, claro ...

Marifé se ríe, así que cuando estamos comprando, acabo por pedirle un palote y una gominola a la dependienta.. a la salida "se lo regalo", ante las bromas del resto...

Entramos en la iglesia, hechos unos zarrapastrosos, a través de la marabunta de asistentes a una boda, y a los que casi echamos del templo vilmente... "eso de mezclarse con chusma, no es para días de boda" ...

Las voces de los monjes y los cánticos bien merecen el desvío, es un rato de éxtasis estar allí, tranquilo y acunado por tan bellas voces....

Nos bendicen y ungen con agua bendita (abundante pues supongo que nos ven faltos de higiene) el monje se esmera en esparciar por todos y cada uno de los peregrinos... luego va diciendo el nombre de cada uno de nosotros y de dónde venimos... La sensación de paz es bastante evidente, de buena gana me quedaba allí unos días...

Salimos a cenar, ... me dedico a comer mis manzanas y mi Zumo/Yogur, pero nada más tomármelo noto que se me corta la digestión... ayayayay!!! ... me acuerdo de las chucherías y mi estúpida broma...

De golpe me siento mal y me voy al baño pero no vomito... me echo a dormir... el resto se esperan porque probablemente se hará una queimada a las puertas del albergue... ¡me la voy a perder!



Me despierto, todo el mundo está en la queimada, me dirijo al baño.. para colmo tengo la cama más alejada (70 metros o así).. cuando voy de camino la gente regresa de la fiesta, me ve Daniel y me pregunta que cómo va, le digo que mal... me voy a vomitar pero esa vez tampoco me quedo tranquilo

Durante la noche me despierto en 4 ocasiones, a partir de la segunda logro vaciar el contenido de mi estómago ... acabo por agenciarme todo el papel higiénico que encuentro en el albergue y "lo reservo"... la noche lo requerirá....

"¿Quién me mandó a mí meterme en esto?" ... "increíblemente", este pensamiento viene una y otra vez durante los diferentes embates nocturnos...